martes, 3 de febrero de 2015

Doce lunas 10M

http://4.bp.blogspot.com/-dczzPmF7Vds/Uajf7NjASPI/AAAAAAAAaX0/ZARThcBnwIU/s640/00MonedasGriegas.jpg

Sin pérdida de tiempo,Mael y tú os apresuráis a salir de la caseta antes de que alguien más entre y os descubra y corréis hacia tu choza. Sólo conoces a alguien que sepa de cosas ya desconocidas para el resto de la humanidad y ésa es tu abuela. Si alguien sabe la procedencia del amuleto y su significado, es ella.

Sin embargo, cuando llegáis a tu choza, en ella no hay nadie. Buscáis a tu abuela junto a las mujeres, que, sentadas en la puerta de sus casas, remiendan sus trajes y los de sus esposos, pero tampoco allí saben daros razón de su paradero.

-Seguro que está con Owen.

Y os dirigís hacia su choza.

Owen es, quizás, el hombre más robusto de la aldea, de anchos hombros y mandíbula cuadrada y una abundante cabellera de pelo rizado y rojizo. Cuando sale de la choza, en lugar de daros la bienvenida, te mira fijamente, muy serio, casi con reproche:

-Brayan, debes ser más colaborador y diligente con las tareas encomendadas. Si tu abuela te dice que vayas a por agua, se espera de ti que vayas enseguida y no que andes ganduleando con tus amigos hasta que te entren ganas de trabajar. Alanna es mayor, sus fuerzas cada vez están más menguadas y si tú no cumples tus tareas a tiempo, ella tiene que acabarlas. ¿La has encontrado mientras venías para acá?

-No.

De pronto te sientes mal. Sabes que Owen tiene razón y que tu abuela es tu única familia que tienes y que, algún día, también ella te abandonará y, en lugar de descargarle de las tareas más pesadas, lo único que haces es atrasarlas todo lo que puedes.

-Entonces-, dice Owen,- lo mejor será que acudas al río. Si no está ya allí, vendrá de vuelta y bien cargada con los cubos. Y no olvides que aún hay leña que traer y limpiar los establos y dar de comer al ganado. Vas atrasado, así que sería mejor que te dieras prisa.Y procura no adentrarte demasiado en el bosque.

Sin más, Owen entra de nuevo en su choza y Mael, siempre fiel a vuestra amistad, echa un brazo sobre tus hombros para tratar de confortarte:

-Si quieres podemos ir a limpiar los establos los dos solos. Tu abuela estará a punto de llegar y luego podemos ir a por leña.

Si aceptas la propuesta de Mael y prefieres ir a limpiar primero los establos y esperar a tu abuela, ve a la página 48.

Si, por el contrario, prefieres coger un par de cubos e ir a buscar a tu abuela al río para ayudarla a traer agua, ve a la página 80.

No hay comentarios: